Petra, la joya de Jordania

No lo decimos solo nosotros: Petra es la joya de Jordania, un enclave que visitan una media de 600.000 turistas al año, designada en el año 1985 por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad y que según la revista del Instituto Smithsoniano norteamericano es uno de los 28 lugares del mundo que habría que conocer al menos una vez en la vida.  

petra nubia tours 2

Petra se encuentra rodeada de desierto y lo que maravilla a todos los que se acercan a conocerla es su peculiar arquitectura excavada en la roca de tonalidad rosada de las montañas de Jebel al-Madhbab, en una zona del valle Wadi Arabah. Petra perteneció al reino bíblico de Edom, y sus primeras construcciones están datadas en el siglo VIII a.C.

Fue tomada por los árabes nabateos alrededor del siglo VI a.C. al comprobar las ventajas que suponía este enclave: una estupenda fortaleza militar, desde la que se podía controlar el paso de las rutas comerciales que debían tomar las caravanas: la ruta que llegaba hasta Gaza en el oeste, la que portaba a Damasco en el norte y la que se dirigía hasta Aqaba en el sur. Los nabateos dotaron a Petra de un sistema hidráulico artificial para conservar el agua recogido en el desierto, lo que ayudó a la ciudad a crecer comercialmente.

De hecho, por aquí pasaron el marfil procedente de África, las sedas y especias indias y las perlas del Mar Rojo, por ejemplo, llegando a ubicarse un floreciente mercado hasta el siglo III de la era cristiana. Después fue conquistada por el Imperio Romano junto a toda Palestina; de esta época Petra conserva los edificios Al Khazneh (“El tesoro”) y Deir (“El monasterio”), las construcciones que reciben a los admirados turistas tras pasar por el estrecho paso entre montañas de Siq.

Cerca del edificio de Al Khazneh se ubica el gran anfiteatro (con 8.500 localidades), tallado en la roca y desde donde se observan tumbas monumentales de nobles nabateos excavadas en la roca y que por la combinación de columnas, arquitrabes, frisos y pilastras, nos evoca a épocas egipcias, griegas y romanas.

petra nubia tours

La importancia de Petra, cuya nombre en griego significa “piedra”, hizo que fuese capital de una provincia romana (Arabia Petra) y que hasta el emperador Adriano la visitara en el año 101; con la llegada del imperio bizantino y la difusión de la fe cristiana, Petra acogió iglesias de importancia ubicadas en los antiguos edificios, incluso el Deir llegó a usarse como templo cristiano.

Abandonada tras el decaimiento del tráfico comercial, fue redescubierta en el año 1812 por el explorador suizo Johann Ludwig Burckhardt, que reflejó su visita en su libro “Viajes por Siria y tierra santa”, publicado en 1823. A partir de ahí, el interés por esta belleza jordana no ha decaído, siendo el enclave turístico de más importancia del país.

Ya sabes: al menos una vez en la vida hay que viajar a Petra. Si aún no lo has hecho (o quieres repetir), encuentra en nuestra web el viaje que más se adapta a tus días de vacaciones y necesidades. Si quieres conocer algo más sobre el país, te recordamos estos artículos donde hablamos de otros enclaves que seguro te encantarán.

3 comentarios
  1. Alex Solano López
    Alex Solano López Dice:

    Muy buenas! me ha gustado el artículo. He estado este verano y es IMPRESIONANTE, No soy muy de comentar pero hoy es la excepción! Enhorabuena por este blog

    Responder
  2. Sonia Castellano
    Sonia Castellano Dice:

    Petra una ciudad de piedra preciosa, yo también he estado hace dos años y me encantó, espero algún día volver a verla, Jordania es preciosa, los que no la conozcáis ya estáis tardando… 😉

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *